79. Protocolo de Codo.Patología básica.

No soy Médico ni Fisioterapeuta, no tengo que diagnosticar, pero en el ejercicio de mi labor tengo que conocer la normalidad del tejido que estudio con Eco y los signo ecográficos de las patologías que se buscan.

De eso os voy a hablar…de signosSemiología ecográfica.

Básicamente a la sala de ecografía muscular llegan pacientes para descartar Epicondilitis, Epitrocleitis como estudios Top…Estas patologías en la mayoría de las ocasiones el Médico o Fisioterapeuta ya la diagnostica sin necesidad imagen, pero a veces estas patologías pueden no responder a tratamiento y hay que buscar complicaciones.

También vemos desinserciones del Bíceps, esta patología es de urgencia porque es operable en las primeras horas del suceso.

Calcificaciones y otras patologías forman parte de algunas imágenes que vas a ver en este Post…Espero que te sea útil.

Tendinopatías

Tanto para Epicondilitis, Epitrocleitis o Tendinitis de los tendones estudiados en Ecografía Muscular del Codo cursan con estos signos ecográficos en Modo 2D:

Engrosamiento del tendón 

Hipoecogenicidad difusa/áreas hipoecogénicas focales

Focos de calcio

Entensopatía de inserción

Roturas lineales

Siempre permanentemente atentxs a la ANISOTROPÍA

Con el Doppler veremos hipervascularización tendinosa por neovascularización en el proceso de cicatrización.

Roturas

En las roturas veremos ausencia del Tendón del Bíceps en su lugar natural de inserción. En ecografías precoces veremos líquido anecoico por el sangrado y debemos buscar las fibras retraídas del músculo que estarán habitualmente en el Tercio Distal del Húmero. La/el paciente tendrá una “bola” a ese nivel. La roturas pueden ser también parciales. La imagen superior señala con flechas presencia normal del tendón, imagen contigua ausencia tendinosa.

Calcios

Los Calcios aparecidos en la inserción del Tríceps muy habituales aparecen como imágenes hiperecogénicas finas y lineales rectas o curvas (flecha amarilla) con sombra acústica posterior como en la imagen superior. Vemos imágenes Rx y Eco de la misma región y del mismo paciente donde vemos misma patología con dos técnicas diferentes.

Bursitis

Las bursitis ecográficamente (flechas amarillas) se van a ver como lesiones hipoecogénicas/anecoicas en forma de globo en ocasiones heterogéneas y en la parte subcutánea del Olécranon.

 

Neuropatías

Las neuropatías cambian el aspecto de la ecoarquitectura normal de nervio y lo aumentará de tamaño y lo volverá hipoecogénico (flecha amarilla), eventualmente pueden sufrir luxaciones como en este Vídeo de mi canal de Youtube.

Tumores

Y por último los hallazgos tumorales, que pueden aparecer en múltiples aspectos y que de modo muy general serán lesiones ocupantes de espacio subcutáneos o intramusculares, no compatibles con patrones ecográficos estándar para patología muscular que se sospeche. Siempre especial cuidado con presencia de “bultos” que refiera el/la paciente. En el caso que te describo a continuación, vemos un lipoma, lesión benigna donde el uso del doppler es diagnóstico para diferenciación del liposarcoma. Este tipo de hallazgos generarán interconsultas y eventualmente si la eco no es concluyente otras pruebas diagnósticas…RMN,TAC,RX…

 

Con Siena, inseparablemente preciosa.

 

 

47. Protocolo de Abdomen. La Porta Transcostal.

Uno de los cortes quizás más obviados, en los protocolos que habitualmente se realizan del abdomen, es este corte donde observamos la Vena Porta Intrahepática aprovechando los espacios intercostales del lado derecho. Vamos a ver la Vena Porta, le vamos a poner el Doppler Color y vamos a medir la velocidad con el modo de trabajo PW o Doppler Pulsado. Este corte debe incluirse en todos lo protocolos de abdomen que se precien.

Vemos otra vez lo importante de la presencia de la Vena Porta en este protocolo. Además de medir su velocidad, desde este corte vamos a poder ver, cuando ya tengamos un poco más de soltura, la vía biliar tanto intra como extrahepática ya que en ocasiones por las circunstancias del estudio pueden no ser bien estudiadas como debieran serlo según explico en el Post 46.

Debemos tener siempre en cuenta que valorar esta estructura nos obliga a conocer todo el eje espleno-portal y por supuesto, el Bazo ya que todo podría relacionarse en torno a algún tipo de patología en esta región.

El acceso no es fácil, paciente en decúbito supino y brazo derecho hacia la cabeza, colocaremos el transductor en longitudinal, paralelo a la Línea Axilar Media e intentaremos visualizar la Vena Porta. Una vez que la tengamos, pondremos el Doppler Color y con el PW activado pediremos a la/el paciente que haga una apnea para ver el aspecto espectral de la Vena y poder hacer las medidas pertinentes.

El aspecto ecográfico es el de un vaso, rodeado por su perfilado hiperecogénico que se divide en forma de “Y” dentro del parénquima hepático. Al ponerle el Color vemos que el flujo es hepatópeto, es decir, entra en el hígado y por tanto va a favor del transductor y se verá rojo en nuestra imagen.

Al realizar la medida observamos que la velocidad media del flujo del vaso en un/una individuo/a  sano/a estará en una horquilla ámplia entre 15 y 20 cm/s considerándose normal, afinando podemos decir que debe estar entre 15 y 18 cms/s.

El objetivo es detectar una eventual episodio de Hipertensión Portal. El Hallazgo de algún signo anormal en la medida requerirá el estudio pormenorizado en un estudio vascular que el Radiólogo valorará en su debido momento.

La proyección es útil como he mencionado con anterioridad para poder resolver situaciones de baja visibilidad de la vía biliar en su estudio específico y poder observar desde este acceso transcostal, esta estructura que acompaña al vaso objeto de estudio.

Posicionamiento de la Sonda.

Esta es la colocación de la sonda, subiremos al lugar marcado con la línea negra hasta encontrar esta imagen:

Vena Porta. Visión Transcostal. Doppler Color.Imagen A.

En esta imagen superior observamos una imagen normal, del flujo de la Porta.

Momento en el que pondremos en funcionamiento el PW:

Espectro vascular de la Porta. Imagen B.

El espectro simula a una ola (blanco), típico de las venas, diferenciándose claramente de un espectro de una arteria que es la imagen que os muestro a continuación, cuyo aspecto es más “picudo”.

Espectro vascular arterial.
Detalle de la escala de velocidad.

En la imagen superior veis en recuadro amarillo la escala que marca la velocidad de la Vena Porta en el punto escogido para su medición.

Para el protocolo, nos quedamos con la Imagen A y B, es decir, segunda y tercera de este Post.