54. Protocolo de Abdomen. El Riñón Izquierdo.

Bien, después de haber estudiado el Bazo, continuamos el viaje anatómico ecográfico por el Riñón Izquierdo.

El objetivo es igual que el del Riñón derecho, pero en el lado izquierdo.

Ecográficamente ambos Riñones se comportan igual, lógico.

Cambian sin embargo algunas cosas en relación con la situación anatómica del Riñón Izquierdo, que está situado en el lado izquierdo y eso hace que esté más alto que el derecho, ya que el derecho se ve obligado a estar algo más distal debido al volumen que ocupa el Hígado.

Técnicamente nos vamos a encontrar con artefactos óseos producidos por las costillas, igual que en el Bazo, hay que aprovechar los espacios intercostales para realizar estas imágenes y con artefactos del tipo gaseoso por la gran cantidad de tripas que se encuentran en la zona, ángulo esplénico colónico, Estómago y asas de Delgado.

Por esta razón la búsqueda del Riñón Izquierdo se hace algo tediosa, pero te lo voy a explicar muy clarito y sencillo y lo vas a hacer genial, mira:

Partiremos de la posición de Transverso para estudiar el Bazo en Transverso, así:

Observa el Pictograma en amarillo… una vez que tengas el Bazo así en la pantalla inicia un recorrido de bajada hacia distal y en la mayoría de las veces, a unos 4 ó 5 cms vas a encontrar el Riñón Izquierdo en Transverso, así:

La flecha negra marca el desplazamiento de la sonda y la flecha roja el lugar de posicionamiento de la sonda para el corte transverso con el que conseguir la foto siguiente.

Observa el Picto, y mira que apenas nos hemos movido de la zona, solo hemos bajado un poco. Encontramos un órgano como el que ves en la imagen, hipoecogénico en los bordes e hiper en el centro, es como una “C” abierta hacia la izquierda y hacia abajo. Cuando tengas esta imagen, pon tu sonda en longitudinal, vas a notar que te estás apoyando en el reborde costal izquierdo y que cuesta mantener el equilibrio, pero el objetivo es ver esta imagen:

En esta imagen ya puedes realizar la medida. Es el momento que te dediques a estudiar el órgano, haciendo movimientos de angulación de adelante hacia atrás en la imagen longitudinal y de arriba hacia abajo en la imagen en transverso. Ahora solo tienes que hacer la foto del Riñón en transverso, que la vimos antes, pero solo la usamos para localizar el órgano. Primero siempre la imagen en Longitudinal y luego la de Transverso.

Longitudinal.

 

Transverso.

En ocasiones puede ser farragosa la exploración de este órgano por las características del paciente, al igual que el Bazo, si es muy subcostal puede ser complicado. El gas intestinal puede organizarse para no dejarnos ver bien el polo superior, otra cosa en nuestra contra.Se puede luchar contra esto…

Recomiendo estas pautas para conseguir la imagen más valiosa posible:

  • Hacer el estudio tanto en decúbito supino y en decúbito lateral derecho.Escoger las imágenes donde se vea mejor.
  • Hacer el estudio en espiración forzada o en Valsalva, apretando la tripa como para ir a defecar.Así conseguimos que el órgano baje hacia abajo y poder quitar artefacto costal y es una recomendación extensiva a todos los órganos estudiados con ecografía del piso superior abdominal.
  • Mover la sonda lo menos posible una vez que tengamos el objetivo fijado, podemos angular para ver el órgano.El terreno suele ser bastante inestable por la anatomía del paciente.
  • Tener siempre bien los ajuste ecográficos del equipo.

En Pediatría y en adultos muy delgados recomiendo encarecidamente un acceso posterior para ver ambos riñones, es decir, podemos situar al paciente en decúbito prono y colocar nuestra sonda a la altura de L1 en longitudinal y paravertebral. Desde ahí vamos a ir haciendo un movimiento de búsqueda del Riñón tanto izquierdo como derecho, hacia externo y vamos a localizar estas estructuras y las vamos a visualizar y poder medir perfectamente sin presencia de gás. Eso sí, siempre en pacientes delgados o pediátricos ya que en paciente con más grasa y musculatura lumbar potente, la atenuación del ultrasonido hará imposible nuestra misión.

No olvidemos repasar el espacio suprarrenal izquierdo situado encima del polo superior del Riñón Izquierdo, para esta imagen no te puedo ofrecer unas pautas de búsqueda estándar porque es absolutamente dependiente de la anatomía y distribución del gas intestinal en cada paciente. Puedo decir que la búsqueda es más sencilla desde el lado más antero-externo y subcostal del hipocondrio izquierdo para ver este espacio y que es útil localizar el polo inferior del Bazo y desde ahí buscar el polo superior del riñón izquierdo. Siempre nos dará la calidad de la exploración una angulación correcta.

Debe verse así:

En reglas generales tengo que decir que es una exploración global de dificultad alta, que requiere mucho entrenamiento.

 

 

36. Protocolo de Tiroides. Los Cortes.

Ahora vamos a ver los cortes, no el protocolo, los cortes, es decir, como tenemos que manejar el transductor para realizar un protocolo de Tiroides normal.

Esto que ves en este post es la teoria, pero se aprende con la práctica o en un taller, donde quien te enseñe te dirija la mano al principio ya que es una técnica que requiere destreza, pero todo se aprende¡¡¡

Una vez que todo está preparado para empezar el estudio debemos saber donde y como se coloca espacialmente la glándula, los vasos y todos aquellas estructuras que tengamos que estudiar. El problema es que están debajo de la piel, y eso no ayuda…Por eso es importante conocer muy la anatomía.

Los cortes de los lóbulos y el Istmo son en transverso y en logitudinal, es decir, axiales al cuello y sagitales a éste.

Cada lóbulo será estudiado individualmente en transverso y longitudinal y siempre siempre colocados perpendicularmente a la estructura. El cuello no es plano, desde el cartílago a los laterales, el cuello se inclina, por tanto tendremos que inclinarnos nosotros con nuestra sonda para buscar el lóbulo de cada lado.

El Istmo es central, por tanto debemos apoyar la sonda central  transverso y en longitudinal, teniendo mucho cuidado porque el istmo es muy pequeño y cogerlo en longitudinal puede hacerse complicado al principio ya que además, tenemos que estar apoyando sobre la tráquea que es un superficie muy inestable.

En radiología todo hay que estudiarlo en dos proyecciones, por tanto, para estudiar el Tiroides, también, así como todas aquellas estructuras que nos parezcan anómalas, por ejemplo, nódulos que nos parezcan que pueden ser de interés para el radiólogo por su aspecto, tamaño o forma.

Además siempre haremos transverso y longitudinal porque es la única manera de poder medir una estructura en los tres ejes del espacio, antero-posterior, derecha-izquierda y cráneo-caudal.

Ah, y muy muy importante, recuerda siempre posicionar el transductor para hacer coincidir la derecha del paciente con la derecha de la pantalla (nuestra izquierda), en el corte transverso y en el longitudinal, la parte craneal, a la derecha de la pantalla (nuestra izquierda).

Situación del Tiroides

Para que te hagas una idea de como estudiar la glándula, primero tienes que saber cómo es y donde se sitúa. Luego saber lo que tiene más cerca, es decir, anatomía, este caso lo ves dibujado sobre el cuello con los vasos, la carótida y la yugular a sus lados.

Corte tranverso

En este caso realizamos un corte transverso del lóbulo derecho que es un corte axial del cuello, adecuándonos a la posición del lóbulo.

Corte longitudinal

Observa ahora como nos colocamos en función del lóbulo, mira como el corte no es en el eje sagital puro, sino que nos adaptamos a la estructura con el único fin de poder verla en su totalidad en longitudinal.

Corte transverso del Istmo

El Itsmo requiere. obviamente su propio estudio, en este caso, corte transverso, apoyando levemente sobre la línea media del cuello, sin comprimir en exceso, observa como el transductor no apoya lateralmente, pero si tienes bastante gel y realizas compresión correcta, vas a poder ver el Istmo y ambos lóbulos, como te demuestro en la siguiente imagen…

Posteriormente y sin movernos de ahí, giramos el transductor 90º en sentido horario, colocándonos sobre la línea media, perpendicularmente a la estructuctura para realizar el corte longitudinal o sagital al cuello.

Longitudinal del Istmo

Esta imagen superior sería el corte longitudinal del Istmo, en la imagen el transductor no apoya, obviamente tendremos que apretar un poco más, pero quería mostrarte cómo sería el corte respecto de la estructura.

Para el lóbulo izquierdo realizaremos la misma operación que con el lóbulo derecho, pero al otro lado de la línea media.

Junto al lóbulo derecho y el izquierdo, encontramos lateralmente dos vasos, carótida, más medial y yugular, más externa, si observas en la imagen primera, no son completamente sagitales, por tanto para su estudio, tendremos que buscar su orientación y adaptarnos a su anatomía. Así:

Representación de cortes de estudio de los vasos

Para resumir, realizaremos cortes transversos y longitudinales siempre adecuándonos a la colocación de la estructura a estudio. Así haremos tanto con las estructuras anatómicas normales como con aquellas que despierten nuestra atención porque puedan ser de significado relevante para el estudio.

En el próximo Post veremos la representación en imágenes del protocolo habitual.

No olvides compartir si te gusta el Blog.